Bienvenidos a la segunda parte de esta trilogía que se llama Forjando una Leyenda donde les cuento la historia y secretos detrás del Anillo Legendario de World of Warcraft: Warlords of Draenor.

En nuestra entrega anterior nos quedamos en la derrota del imperio Ogro en Highmaul y nuestras miras estaban ahora en Blackrock Foundry, la fortaleza de Blackhand uno de los Warlords de la Iron Horde, el último bastión militar de la misma y además la fuente de todo su poder marcial, fábrica de armas y armaduras.

Llegó la hora, Blackhand tiene que caer y con el cae toda la potencia militar de la horda, pero para esto tenemos que mejorar nuestro anillo y aumentar su poder. Khadgar tiene un plan, pero para esto tenemos que asaltar Blackrock Foundry y obtener 3 Elemental Tablets, estas contienen los secretos de cómo domar a las grandes bestias de fuego y piedra de Gorgrond quienes son las que hacen el trabajo pesado en la Foundry, estas Tabletas se forman a partir de Elemental Runes y precisamos 100 de las mismas para cada tableta para un total de 300.

Llegó la hora, Blackhand tiene que caer y con el cae toda la potencia militar de la horda de hierro.

Luego, para completar el hechizo de aumento de poder hacen falta tres objetos una Draenei Thaumaturgical Orb, robada de Shattrath durante su asedio, ahora en posesión de las Iron Maidens. Un Heart of the Fury, el corazón de la bestia flamígera que enciende todas las forjas de la Foundry, un elemental tan antiguo como el mismísimo Draenor. El Flamebender’s Tome, un libro con los secretos del Clan Burning Blade, todos los secretos de como manipular el fuego y la pierda de manera mágica para forjar las armas más increíbles.

Como último ingrediente, la mismísima mano de Blackhand, el libro del Clan Burning Blade habla de un Sacrificio y hace mención al Chieftain (Líder Espiritual) del Clan Blackrock, Khadgar está interesado en saber si Blackhand se involucró en este ritual y es por eso que su cuerpo está deformado y su mano es negra como una piedra. Derrotarlo y obtener esta parte de su cuerpo nos proporcionara de el poder que requerimos para aumentar nuestro anillo a nivel Spellbound Runic.

Como último ingrediente, la mismísima mano de Blackhand, el libro del Clan Burning Blade habla de un Sacrificio...

Hemos derrotado las fuerzas del Ogron Empire, desmantelamos la maquina de guerra de la Iron Horde, los Warlords cayeron uno por uno a nuestros pies, Ner’Zhul en los Shadowmoon Burial Grounds, Kargath en Highmaul y Blackhand en Blackrock Foundry. Solo tres quedan, Killrog Deadeye, Grommash Hellscream y el mismísimo Gul’Dan, el mal encarnado.

Para terminar de derrotar a la Iron Horde precisamos de un poderoso aliado, Garona Halforcen. Garona es un agente del Shadow Council, el concilio maligno creado por Gul’Dan, fiel a la Legión que busca tomar control de la Iron Horde desde adentro y destruir Draenor y Azeroth en el proceso. En otra época, Garona fue la enviada de la Antigua Horda para hablar con la Alianza, pero lo que no sabían era que en realidad era una espía y asesina controlada por Gul’Dan y Cho’Gall. En esta línea temporal la historia se repite y Khadgar quiere salvarla para obtener su ayuda en la guerra contra la Iron Horde.

Garona Halforcen, nuestro mayor aliado contra la Iron Horde

Recordemos que Garona es ahora prisionera de Khadgar y que frustramos varios intentos de asesinato en su persona ya. Khadgar tiene una idea de cómo rescatarla pero requiere que obtengamos la Orb of Dominion de las manos del Shadow Council. Esta orbe es un objeto mágico muy poderoso y muy maligno que tiene la capacidad de cambiar la mentalidad y de controlar a las personas.

En una cueva oculta en Shadowmoon Valley, vamos a encontrar a Dentarg un Warlock Ogro que en nuestro tiempo era uno de los Ogre Magi más poderosos y aliados de Ner’Zhul, en esta línea temporal es simplemente un peón mas de Gul’Dan. Dentrag es quien posee la Orb of Dominion, recuperarla y derrotar a un puñado de miembros del Shadow Council es todo lo que hace falta para volver con Khadgar.

Khadgar dará inicio al ritual, pero Cordana Felsong una elfa nocturna aliada de el y miembro de los Watchers (facción de guardianes de la raza de los Night Elves) insiste en que ese objeto debe ser destruido. Utilizando magias antiguas, poderosas y malignas Khadgar logra extirpar las sombras de la mente de Garona y es nuestro trabajo ahora derrotarlas para liberarla del hechizo.

Con Garona libre de las garras de Gul’Dan es hora de infiltrarnos en la última base perteneciente a la Iron Horde, el campamento Bladefury allí vamos a encontrar a Grommash, Killrog y posiblemente los planes de la Iron Horde para el futuro. En una misión de subterfugio, nos encargamos de, junto con Garona, deshacernos de los guardias que patrullan la zona, obtener documentos de batalla que nos indican que Grommash está realizando una retirada masiva hacia la Tanaan Jungle y además vamos a poder espiar a Gul’Dan quien nuevamente demuestra sus poderes al encadenar a Grommash y convencer a Killrog de beber la sangre de Mannoroth, convirtiéndolo en el primer Fel Orc de la nueva Horda repitiendo los sucesos de nuestro tiempo.

La misión concluye y Garona se une a las filas de nuestros Followers en el Garrison como nuestro primer y único Follower Legendario, es hora de llevar la pelea hacia Tanaan Jungle, derrotar a Gul’Dan de una vez por todas y terminar con la amenaza que la Legión está mostrando en este y nuestro mundo, pero para eso vamos a tener que aumentar nuestro anillo una última vez y llevarlo a proporciones legendarias. ¡Esta historia continuará!

Espero que hayan disfrutado la parte dos, en breve subiremos la parte tres y con esto concluiremos la historia del anillo legendario.

Lok’Tar Ogar! Mokenuf.-