Minecraft es un juego que tiene como principal objetivo algo tan simple como interesante, la construcción y la exploración de un mundo 3D. Si bien a simple vista no parecería aportar nada nuevo y podría incluso hasta engañarnos por su simpleza, la apuesta que presentó en el mundo de los videojuegos desencadenó su potencial aplicabilidad tanto en el aspecto lúdico como en el educativo. Minecraft no es más que un juguete de construcción—como es el caso de LEGO, que también ha creado plataformas virtuales lúdicas y educativas con objetivos similares. Minecraft, en cambio, presenta ciertas características que lo diferencian del resto: su dinámica tan simple, y la flexibilidad que ofrece a partir de los distintos modos de juego que presenta, son algunos de los motivos que hacen que se esté utilizando como un método mas de enseñanza, y que le imprimen ese valor agregado que lo llevó a convertirse en lo que es hoy: una poderosa herramienta educativa.

Minecraft La versión básica del juego nos sumerge en un mundo abierto, generado aleatoria y proceduralmente, que recrea distintos entornos de naturaleza. Varía tanto la flora como la fauna, como en los recursos a los que se puede acceder. A partir de esta estructura surgen dos modos de juego posibles: el modo creativo, donde el principal objetivo que tenemos es el de construir estructuras en un escenario sin limite de recursos; y el modo de supervivencia, donde la construcción pasa a un segundo plano y lo más importante es sobrevivir mediante la exploración, usando recursos y alimentos que, al igual que en la vida real, son limitados.

Granja

En el modo de supervivencia podemos destacar algunas habilidades generales que nos permiten avanzar en el juego: el uso de la creatividad para construir y modificar el ambiente donde el único límite es nuestra imaginación; el desarrollo de habilidades de razonamiento visuoespaciales (a través de la manipulación de objetos en el espacio), que están muy ligadas al trabajo en el área de pensamiento abstracto, como el razonamiento lógico-matemático. A su vez, nos permite trabajar sobre el sentido de control sobre uno mismo y sobre el ambiente —completamente modificable—, e incluso, de manera implícita, puede funcionar como un espacio para el desarrollo de la autorregulación, donde al imponer metas y estimularnos, lúdicamente, a cumplirlas, se puede potenciar el desarrollo de la autocrítica (y autorregulación), para luego aplicar dichas habilidades fuera del juego.

Hasta este punto solo incluimos el modo de juego solitario, pero si nos introducimos en la modalidad de jugadores múltiples, el asunto se pone aún más interesante. Al agregarle la posibilidad de interactuar con otros jugadores, las habilidades anteriores se potencian y se agregan algunos factores más: como lo son la capacidad de interacción social al estar todos compartiendo el mismo escenario de juego.
Si a esta última modalidad la tomamos como herramienta educativa, estaremos generando también un espacio de cooperación entre los distintos jugadores para resolver problemas que potenciará su motivación. Compartiendo ideas, conocimientos, y habilidades. Aún más importante: al involucrarse activamente en el “hacer” dentro del juego, se convierten en protagonistas de lo que realicen y dejan de ser simples espectadores.
El resultado final será la generación de un entorno donde los jugadores pueden desarrollar un aprendizaje colaborativo y de pensamiento crítico.

Mc message

Hasta ahora sólo hemos destacado las ventajas que ofrece a simple vista el juego básico, pero existe una versión alternativa del juego, que muchos definen como una herramienta “pro-creativa y educacional”, llamada MinecraftEdu.
Surgido en el 2012 por el dedicado trabajo de Santeri Koivisto y Joel Levin, con el objetivo de hacer a Minecraft más accesible y de uso más sencillo para los docentes, MinecraftEdu no es más que una modificación de la versión original del juego, un Mod. Bajo el lema “Create, Connect, Colaborate” nos ofrece una nueva experiencia de aprendizaje contextualizado; por esto, MinecrafEdu es evidencia de la increíble potencialidad del juego en los entornos educativos.

MinecraftEdu Esta versión tiene ciertas ventajas sobre la versión original. La primera es la flexibilidad que brinda a los docentes a la hora de establecer las características de los escenarios donde se van a sumergir a los alumnos. De esta forma pueden determinar qué tan modificable será el escenario y con qué tanta libertad contarán los alumnos para alterarlo una vez estén adentro.

Otra de las características es poder establecer el nivel de complejidad. Si trabajamos con niños pequeños, podemos asignarles tareas simples y con objetivos fácilmente alcanzables, ya sea generando mapas donde sólo tengan que explorar, tareas de construcción simple, o visualizaciones para que reconstruyan escenarios. Estas últimas pueden resultar muy útiles para evaluar el grado de comprensión tanto de lectura como de órdenes simples. Yendo aún más lejos, a través de la construcción de modelos se pueden trabajar conceptos de unidades de medida y proporciones.

Construcción

Cambiando el modo de juego, entrando en “Survival”, podemos incorporar y jugar alrededor de la idea de la supervivencia contextualizando el aprendizaje. En este entorno, los recursos son limitados y los jugadores requieren de una búsqueda y exploración constantes para cubrir sus necesidades; como la búsqueda de alimentos para saciar el hambre, la producción de herramientas para la obtención el procesamiento de recursos y la necesidad de protección durante la noche ante las criaturas peligrosas que habitan el mundo de Minecraft.
Ahora bien, si deseamos usar el juego en grupos de niños mayores, este nos permite trabajar sobre áreas más complejas de aprendizaje. Podemos desarrollar sus habilidades de construcción haciendo que estos trabajen con estructuras más complejas, que incorporen la utilización de circuitos eléctricos, la producción de aparatos o música dentro del juego o incluso un nuevo juego dentro del mismo juego.

De esta manera enfatizamos la importancia de jugar a la hora de potenciar el aprendizaje colaborativo. Al darles actividades grupales planteadas como desafíos, donde las habilidades individuales se complementen en pos de superarlas. Fomentamos así la curiosidad, creatividad y su motivación por aprender.

Prácticamente todas las ventajas mencionadas sobre Minecraft parecen concentrarse en los alumnos, pero, increíblemente, Minecraft es también de gran utilidad a la hora de pensar en el docente, gracias a las numerosas propuestas de uso que se han ido desarrollando desde sus comienzos.
Estas propuestas fueron desplegadas tanto por los creadores de MinecraftEdu como por los distintos docentes que lo fueron incorporando en su currícula (con excelentes resultados).

"Se ha logrado algo hermoso: los mismos docentes han dejado a un lado el rol pasivo a la hora de utilizar la herramienta y adoptaron en su lugar un rol más activo en el aprendizaje de sus alumnos."

Esa gran ventaja del juego, donde el único límite es la imaginación, es lo que ha llevado a los docentes a generar experiencias de aprendizaje interactivas en un sinfín de campos que van desde las ciencias exactas, pasando por historia, electrónica, programación, aprendizaje de idiomas y llegando incluso al planeamiento de ciudades o el impacto ambiental del calentamiento global.

Meteor Meteoritos en Minecraft

Así, haciendo uso de su creatividad, por medio del desarrollo de sus ideas, le imprimen su propio sello a la hora de enseñar dentro del juego: creando sus propios mapas, escenarios, contextos, y aprendiendo junto a ellos.

Es justamente gracias a la colaboración de aquellos que apostaron a creer en este juego como herramienta educativa que se ha potenciado tanto su uso en el aula; generando en los mismos docentes lo que el lema inicial de MinecraftEdu planteaba para sus alumnos: la idea de “crear, conectar y colaborar”, no sólo en aula, sino en la red. Con la posibilidad de compartir todas las creaciones, tutoriales, ideas e incluso experiencias surgidas en sus entornos educativos.
Para sostener ese puente de colaboración, MinecraftEdu ha generado un foro de discusión, una sala de chat y una Wiki. Esto se suma a los múltiples recursos, actividades y links de interés que ofrecen en su página.

Dentro de estas experiencias tenemos múltiples ejemplos como en el campo de la biología, donde se han dedicado a crear mapas que representan el cuerpo humano con todas sus estructuras, los alumnos pueden recorrer e incluso interactuar con células y analizar su funcionamiento y actividad a partir del movimiento de los bloques.
Desde la química se puede jugar con el procesamiento de ciertos recursos que, como en la vida real, permiten generar nuevos recursos como es el caso del metal puro que se logra a partir de derretir y fundir el oro con el hierro; u obtener vidrio cocinando arena con carbón. Algunos docentes han ido más allá y han creado una tabla periodica 3D donde se resaltan las principales propiedades y usos de cada elemento. Otros han creado escenarios múltiples donde se restringe el espacio y la movilidad, representando de esta forma los distintos estados de la materia.

Parte del desarrollo que presenta el juego viene en la representación de los ambientes, el juego cuenta con distintos ecosistemas, gran variabilidad de terrenos, y de recursos, como los distintos tipos de rocas y de minerales (oro, hierro, diamante, arcilla, entre otros). Pero también se implementa la representación del tiempo: hay ciclos de día y noche. Esto ha permitido y facilitado la enseñanza en el campo de la geografía y la geologia. E incluso en la ecología: a partir de su utilización para representar y trabajar el impacto medioambiental que conlleva la explotación indebida de recursos.

Cueva Para enseñar historia muchos docentes se han dedicado a crear mapas que representan estructuras y recrean lugares históricos que los alumnos pueden recorrer sin la posibilidad de modificarlos. Y a partir de estos trabajar y aprender de manera interactiva sobre conceptos históricos.

Grecia

Minecraft también cuenta con una interesante aplicación en la enseñanza de electrónica. El juego ofrece la posibilidad de crear circuitos complejos y aparatos que pueden ponerse en funcionamiento dentro del mismo juego.
Cabe destacar también el uso para el acercamiento y la enseñanza de dos poderosas herramientas: la programación y la impresión 3D.

Redstone Circuito

En el caso de la programación, existe un proyecto llamado “LearnToMod”, llevado a cabo por la compañía ThoughtSTEM. En lugar de usar el juego como una clase virtual, se ha creado una interfaz propia fuera del juego que le permite a los niños desarrollar habilidades de programación básicas a través de una aplicación y por medio de la generación de sus propios códigos o “Mods”, producir modificaciones en el juego que van desde la creación de grandes paisajes y escenarios con nuevas características, hasta la incorporación de reglas especiales para la construcción de sus propios juegos dentro del Minecraft. Estos luego pueden transferirse al juego por medio de la conexión de la aplicación a sus cuentas de usuario.
Con respecto a la impresión 3D, al ofrecerse un entorno muy sencillo para experimentar con la construcción de cosas en 3 dimensiones, se genera un excelente camino para estimular la creatividad e impulsar a los niños a sumergirse en el ámbito del diseño. Gracias a varios proyectos y aplicaciones se pueden transportar los prototipos creados dentro del juego a plataformas de impresión 3D.

Impresion Construccion hecha con impresion 3D

Estos, y muchos otros proyectos forman parte del sinfín de ideas que los docentes han ido desarrollando de manera colaborativa a través de experiencias compartidas en MinecraftEdu. El fin es estimular a los niños mediante la utilización del juego como un vehículo para, no solo la adquisición de conocimiento teórico, sino el de otras habilidades que les servirán en su vida cotidiana.


Este texto fue publicado originalmente en Medium en 3 partes que pueden leer todavía en el sitio, parte 1, parte 2, parte 3


Eliana Papávero. Neurocientífica de la UBA, curiosa, freak y geek tratando de conquistar el mundo, amante del café, el arte y los juegos de mesa. Que la fuera esté con ustedes.